Ángel Juárez, presidente de la Red Internacional de Escritores por la Tierra: “Si la sociedad desde su base no reivindica el medio ambiente, nadie lo hará por nosotros

mayo 24, 2008
La Red Internacional de Escritores por la Tierra (RIET) es una plataforma de opinión global que reivindica un cambio de actitud basado el respeto hacia el planeta y sus habitantes mediante la palabra y la participación activa. A pesar de su nombre, sus miembros no son sólo escritores, sino también científicos, periodistas, comunicadores, artistas, investigadores y en definitiva, según su presidente, Ángel Juárez (Granada, 1955), “todo el que tenga algo que escribir, decir o manifestar para mejorar el mundo en el que vivimos”. Además de principal responsable de la RIET, Juárez es también presidente de la ONG ecológica y solidaria Mare Terra. Fundación Mediterrània.
  • Autor: Por ALEX FERNÁNDEZ MUERZA
  • Fecha de publicación: 24 de mayo de 2008

¿Qué puede hacer un grupo de escritores por el medio ambiente?

Realmente hay pocos países que sean consecuentes con el medio ambiente porque hay presiones externas que les hacen ser tímidos

La idea es hacer de altavoz para la transmisión de ideas en pro del medio ambiente y la solidaridad. Propugnar un cambio en nuestra sociedad y alertar ante el desastre que se cierne sobre el planeta, hacernos oír ante aquellos que tienen el poder.

¿Algún responsable institucional se ha interesado?

Hay gobiernos implicados en cuya orden de prioridades está el medio ambiente, por ejemplo Cuba o Brasil. En la RIET estos países están representados. Sin embargo, son los menos. Se observa una gran diferencia entre los países con gobiernos progresistas que están llevando a cabo medidas para mitigar el cambio climático y los que como Estados Unidos (EE.UU.) siguen llevando a cabo sus políticas de crecimiento insostenibles, sin tener en cuenta al medio ambiente. Realmente pocos países son consecuentes con el medio ambiente porque hay presiones externas que les hacen ser tímidos a la hora de adoptar medidas.

A este respecto, la RIET propone una serie de medidas que se resumen en su “Manifiesto de Solentiname“. ¿Creen que son factibles en el mundo en el que vivimos?

Creemos en una nueva cultura del agua y en que nadie se apropie y comercie con un bien que es de todos

Sabemos que es difícil alcanzar esas metas pero al menos hay que intentarlo, hay que reivindicar y luchar, porque si no lo hace la sociedad desde la base no lo hará nadie por nosotros. En realidad, el Manifiesto es algo más que una declaración de intenciones, es una puesta en común de nuestros objetivos prioritarios para que llegue a manos de aquellos que pueden cambiar el rumbo de nuestra sociedad: los gobiernos, las empresas multinacionales, los poderes fácticos…

Primer encuentro de la RIET

Uno de sus últimos actos ha sido un debate sobre “agua y mujer” en El Salvador. ¿Por qué este cruce temático?

No consideramos que se haya producido ningún cruce temático, ya que la equidad de género y la gobernabilidad del agua son dos temas que aborda el Manifiesto de Solentiname de alguna forma. En El Salvador se dedicaron dos jornadas a abordar estas temáticas desde el punto de vista de expertos de ambos lados del Atlántico. Posteriormente, se redactó el “Pronunciamiento de Santa Tecla“, con las conclusiones de las jornadas, que ha sido enviado a los gobiernos de los países en los que la Red tiene representación.

El agua, precisamente, es un problema muy actual en España. ¿Hay posibilidad de un arreglo justo para todos?

Siempre hay personas que se aprovechan de las situaciones y que ejercen el oportunismo para vender

La justicia es diferente para unos y para otros. No creemos en la justicia, sino en una nueva cultura del agua y en que nadie se apropie y comercie con un bien que es de todos.

No todos los artistas parecen pro-ecologistas. Els Joglars acaba de estrenar una obra crítica con este movimiento y el cambio climático. Su director, Albert Boadella, ha afirmado por ejemplo que “si realmente el planeta está en peligro, el asunto es de una enorme gravedad; y si no es así, la gravedad es que nos están engañando”.

Albert Boadella es una persona inteligente que sabe muy bien cómo sacar partido de las polémicas para lograr el éxito de sus proyectos. Siempre hay personas que se aprovechan de las situaciones y que ejercen el oportunismo para vender más libros o más entradas de teatro, por poner dos ejemplos.

Por otro lado, algunos artistas famosos, especialmente en Estados Unidos, hacen gala de estar a la última de la “moda verde” con sus eco-mansiones, coches híbridos de lujo, etc. ¿Se puede ser ecologista y millonario?

Ser ecologista es una forma de ver el mundo y de actuar en consecuencia. No tiene nada que ver con la posición económica. Sin embargo, es cierto que el ecologismo se ha puesto de moda en los últimos años entre los ricos y famosos y no tengo nada en contra mientras sean consecuentes con sus actos. A la gente con poder económico sólo le pediría que se involucre realmente en la causa ecologista, por ejemplo, potenciando las “bolsas verdes” en las que coticen empresas que apuestan por una verdadera Responsabilidad Social Corporativa. Generar corrientes económicas de este tipo sería muy positivo.

¿Cuál cree que es la concienciación real de los ciudadanos españoles? En las encuestas se afirma estar “muy preocupado” pero luego en la práctica se va por otros derroteros…

El ecologismo se ha puesto de moda en los últimos años entre los ricos y famosos y no tengo nada en contra mientras sean consecuentes con sus actos

La concienciación de la sociedad española va en aumento, también porque en España no hay la pobreza de Haití o de Nicaragua, sino una gran mayoría de clase media que tiene acceso a la información. En momentos clave, como Aznalcóllar, la sociedad española ha demostrado que no se queda sentada en el sofá, que sabe cómo manifestarse y defender su territorio.

En este sentido, ¿cuáles son los aspectos que más deberían mejorar los consumidores en el tema medioambiental?

El consumidor ha de ser responsable, tener claro de dónde procede y qué contiene aquello que compra y en el caso de no tenerlo claro, exigir que esa información le sea proporcionada.

¿Qué actividades impulsará la Red en los próximos meses?

En momentos clave la sociedad española ha demostrado que no se queda sentada en el sofá, que sabe cómo manifestarse

En octubre la RIET será presentada en el Congreso Mundial de la Naturaleza organizado por la Unión Mundial Para la Naturaleza (IUCN) en Barcelona, ante más de 8.000 personas de todo el planeta. A esta presentación asistirá una nutrida representación de la RIET con Sydney Possuelo, Joaquín Araujo, Ernesto Cardenal, etc.

Por otra parte, estamos desarrollando un portal web para incrementar el intercambio de ideas e incentivar la participación de más personas en este movimiento a través de una serie de campañas de adhesión de personas de todo el mundo.

Entrevista publicada por Revista CONSUMER


Esta semana, en MareTerraTV, destacamos la entrevista de CNN+ a Leonardo Boff

mayo 8, 2008

Entrevista de 30min al teólogo brasileño Leonardo Boff.

Uno de los fundadores de la Teología de la Liberación, conocido por su apoyo activo a los derechos de los pobres y excluidos, y además al movimiento ecologista.

En 1985, la Congregación para la Doctrina de la Fe, dirigida por el cardenal Joseph Ratzinger (Benedicto XVI) lo silenció por un año por su libro La Iglesia, Carisma y Poder, donde criticaba a la Iglesia Católica Romana.

Estuvo a punto de ser silenciado de nuevo en 1992 por Roma, para evitar que participara en el Eco-92 de Río de Janeiro, lo que finalmente lo llevó a abandonar la orden franciscana, y el ministerio presbiteral.

MareTerraTV


¡Qué intervenga el poder! Por: Joaquín Araújo

mayo 8, 2008

 

 

 

Reconozco que en los primeros momentos era partidario de los biocombustibles; casi sin reservas. Mi ingenuidad inicial llegó al extremo de imaginar que, además de aliviar al aire, tales cultivos podrían mejorar las economías rurales.

 

Una vez más se me olvidaban los listos, los que pueden convertir la violencia, la mezquindad, el hambre, lo sucio y lo feo en dinero. Los que, para mayor perversidad pueden destruir enormidades sin más arma que un teléfono o un ordenador. La distancia entre el que decide y el que padece sigue siendo lo que consigue más situaciones inhumanas y antinaturales que, por cierto, suelen coincidir.

 

Como los perfiles de lo peor que ahora mismo sucede están más que difundidos, sólo cabe especificar que buena parte de las estimaciones pueden quedarse tan cortas como las del gobierno y el maldito PIB. Porque no son los 100 millones de personas las que están retrocediendo hacia la pobreza externa; con facilidad podrían llegar a ser 300.

 

Al menos, si tenemos en cuenta que los analistas más finos consideran que por cada 1% de incremento del precio del cereal se condena a serias restricciones de alimento a 17 millones de personas. Como el aumento ronda ya, en prácticamente todo el planeta, el 20%, lo lógico es tener en cuenta la segunda cifra, que, por cierto, equivale a la población total de los Estados Unidos de América.

 

Los motivos de la superlativa inflación en los precios de los cereales son igualmente conocidos y, sin duda, indecentes. Porque nada más que pura especulación los guía. No es la transparencia del aire sino la opacidad del dinero lo que se busca. Porque lo menos grave que nos podría pasar es que se paren los motores. De ahí que podamos reclamar un intervencionismo.

 

Que las autoridades no se dediquen sólo al envío de limosnas urgentes para que se hagan aún más ricos los que controlan los mercados. Se trata de intervenir, de no consentir que el interés común sea hoy algo tan contaminado y amenazado como el aire.

 

Joaquín Araújo. Naturalista y escritor.

Más información: www.joaquinaraujo.com

Fuente: http://www.elmundo.es/elmundo/ecologia.html